Pregón Taurino de la Real Maestranza de Caballería 2015

El pasado domingo 5 de abril, Fernando Sánchez Dragó pronunció el Pregón Taurino de la Real Maestranza de Caballería a las 12 en punto del mediodía, en el teatro Lope de Vega de Sevilla. Fue para él y para todos los asistentes «una jornada memorable».

Puede leerse en el siguiente enlace: Pregón Taurino de la Real Maestranza de Caballería de Fernando Sánchez Dragó.

Un comentario sobre “Pregón Taurino de la Real Maestranza de Caballería 2015

  • el 31/12/2016 a las 19:14
    Permalink

    Don Fernando: Yo también asistí al colegio del Pilar, en Valencia, y digo que asistí porque estudié muy poco ya que los religiosos no sabían empujar a los niños a la aplicación. Empecé a estudiar cuando llegué en 5º de bachiller a la academia de Altos Hornos de Puerto de Sagunto, que se llamaba de Vizcaya, nadie sabe por qué; luego corrigieron su error y adoptaron el nombre A.H. del Mediterráneo, aunque el Mediterráneo tampoco tenía nada que ver, pero estaba muy cerca. Yo soy de 1937 así que tal vez tuvimos profesores comunes, y conste que lo de comunes no es un insulto. Me gustaría tutearle pero no soy digno, la verdad es que soy digno o merecedor de muy pocas cosas, lo cual hago patente sabiendo que el se humilla Dios le ayuda; en realidad no estoy seguro de si es el que se humilla o el que madruga. Estoy disfrutando de su “negro sobre blanco” del siglo pasado, que pronto será el siglo antepasado, porque los siglos corren que vuelan. Me gustaría depositarle alguna confidencia de nuestro colegio, pero ya sabe usted que “luego todo se sabe”. Quiero completar mi declaración sobre sus programas de televisión añadiendo que lo que más me gusta son sus declaraciones, ante sus invitados con sus figuras retóricas y escapadas de textos simples para hacer brillar nuestra lengua castellana, legua que ya es la única que se habla en Valencia: el “valenciano” ha muerto; ¡Viva el valenciano!. Sería feliz con unas líneas de rebote de mi saludo, de mi deseo de felicidad para usted, aunque la felicidad es un invento par los simples. Y ya no digo más que luego. . .

    Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *